Que es un gestor de contenidos.

15.01.2020


Hasta hace unos años, crear un sitio web de calidad, resultaba complejo y laborioso, y exigía unos conocimientos avanzados de varios lenguajes para el desarrollo de páginas web.

 

Desde la aparición de los primero gestores de contenidos (CMS , Content Management System) la creación de sitios web se ha simplificado de gran manera.

 

Los gestores de contenido permiten gestionar un sitio web sin tener conocimientos de programación ni desarrollo, evitando errores de diseño.

Un gestor de contenidos, es en si mismo, un sitio web complejo, paralelo a nuestro sitio web comercial. Al gestor de contenidos solo accedemos nosotros y los usuarios autorizados, es decir es un  sitio web privado, al que el público no tiene acceso.

 

Normalmente, el gestor de contenidos usa una base de datos donde guarda la información necesaria para montar el sitio web publico.
No solo guarda los datos de los productos, precios, entradas de blog, etc, sino que además, los más modernos, preparan código para que los buscadores y redes sociales posicionen de forma correcta nuestras páginas.

 

Gracias a los gestores de contenidos, cualquier persona sin conocimientos en diseño web. Puede disponer de una web completa (y compleja) que puede manipular con facilidad.

En el ejemplo superior, vemos con que facilidad se puede cambiar el estado de los vehículos que tenemos publicados en nuestra web. Con un simple click, el producto, aparece como novedad, vendido, reservado etc.
Estos cambios repercuten en nuestra web en tiempo real, sin ser necesario ninguna actuación más.

 

Otra característica de un gestor de contenidos (o al menos debería serlo), es facilitar la modificación de las descripciones, palabras clave, imágenes, etc, que envía de forma automática a los buscadores y redes sociales.

La importancia de este punto, es cada día más tangible, por mucha web que tengamos, sino somos capaces de llegar a los potenciales clientes, de poco nos sirve.

 

Otro punto importante es disponer de una aplicación con editor de texto que nos permita editar tantas veces como sea necesario las páginas de nuestra web.

Resumiendo, un gestor de contenidos, debe permitir tener un control total sobre nuestra web, sin necesidad de tener conocimientos técnicos sobre desarrollo, dejandole tiempo para lo que realmente sabe hacer.